Las normas internacionales de información financiera son normas de presentación, no de registro

Las normas internacionales de información financiera son normas de presentación, no de registro, motivo por el cual los preparadores de información financiera tienen que ir separando los conceptos propios de los elementos de los estados financieros y los códigos contables de los diferentes planes de cuentas, por ejemplo se debe dejar de hablar de un activo como el grupo de valores presentados en el código 1, sino se deberán tener en cuenta la definición de los activos y los criterios de reconocimiento de los mismos para clasificar un bien material o inmaterial como activo.

A continuación se describe 5 pasos para una implementación ágil y eficiente de los estándares internacionales de información financiera.

 

Pasos para implementar NIIF en su empresa de una manera eficiente

  1. Conocimiento pleno de la empresa:

    El primer paso para una correcta implementación de la NIIF es conocer a cabalidad el sistema operativo, administrativo y financiero de la empresa, con el fin de evaluar el proceso actual de la empresa en la preparación de estados financieros y analizar los puntos más complejos y establecer el nuevo procedimiento para el reconocimiento, medición, presentación y revelación de estados financieros bajo NIIF.

  2. Evaluación de la norma a aplicar:

    En Colombia se crearon 3 grupos para las empresas del sector privado, el primero que comprende las grandes empresas de interés público que capten o administren ahorro público, estas empresas aplicaran las normas internacionales de información financiera plenas; el segundo grupo, incluye las empresas que no son de interés público y que sus activos son superiores a 500 SMMLV, cuentan con una planta de trabajadores mayor a 10 y/o sus ingresos sean superiores a 6.000 SMMLV, estas empresas aplicaran la norma internacional de información financiera para PYMES; por último el grupo tres compuesto por empresas con activos inferiores a 500 SMMLV (excluida la vivienda para el caso de personas naturales), ingresos inferiores a 6.000 SMMLV y/o una planta de personal de máximo 10 trabajadores, estas empresas no aplican ningún estándar internacional, a diferencia de los dos grupos anteriores aplican una norma nacional proveniente de simplificar la NIIF para PYMES. Al momento de implementar los nuevos marcos normativos es de vital importancia identificar a que grupo pertenece la empresa

  3. Capacitación:

    Luego de haber identificado que marco normativo se deberá aplicar, las personas involucradas en la preparación de la información financiera, conformando grupos de estudio y comités interdisciplinarios deberán capacitarse en dicho marco normativo con el fin de tener el conocimiento necesario para poder aplicarlo en el proceso de transición o desarrollo del periodo contable.

  4. Establecer los manuales necesarios:

    Antes de realizar la conversión de saldos se debe definir las reglas, juicios y procedimientos que la empresa deberá seguir para el reconocimiento, medición, presentación y revelación de los hechos económicos de la organización tanto para el periodo de transición como para los periodos de aplicación de la norma. En la elaboración de estos manuales además de la parte técnica de la norma internacional de información financiera se debe tener en cuenta las cualidades y principios que se establecen dentro de dicha norma para la presentación de información financiera, un claro ejemplo es el que propone el doctor Juan Fernando Mejía en el artículo titulado terrorismo con los bienes muebles en las NIIF, donde menciona que uno de los errores más comunes en la elaboración del ESFA es la valoración de bienes muebles totalmente depreciados para volverlos a depreciar, pues una de las cualidades de la NIIF es la materialidad y por lo general el valor que se le pueda asignar a un bien luego de haber terminado su vida útil será inmaterial, en otras palabras el valor que se le asigne a ese bien no afecta sustancialmente la información financiera de la empresa, razón por la cual cuando esos activos estén depreciados en su totalidad y aun se sigan usando deben ser revelados en las notas pero jamás hacer parte de la situación financiera.

  5. Elaboración del ESFA y estados financieros de transición:

    El último paso sería aplicar las políticas a los saldos del último día del periodo inmediatamente anterior al periodo de transición dependiendo del grupo al que clasifique la empresa, proceso en el cual se realizan los ajustes con los errores cometidos en la aplicación del marco normativo anterior, se reconocen los activos y pasivos según los criterios del estándar internacional aplicable, se eliminan las partidas que no cumplan con dichos criterios y se realizan los ajustes por diferencias en la medición de los activos y/o pasivos afectando directamente los resultados acumulados en la situación financiera de la empresa, proceso que es llamado ajustes por transición y por último se realizara la reclasificación correspondiente a las cuentas creadas o adoptadas por la empresa para el control y presentación de su información financiera; ahora bien los saldos del ESFA a pesar de que son los primeros saldos bajo norma financiera internacional, no son los saldos con los cuales se arranca para el primer periodo de aplicación de las NIIF, por lo cual abra que preparar los estados de transición que son los estados financieros del periodo de aplicación, estos estados financieros tendrán como corte el 31 de diciembre del año de transición y comprenderán los saldos que la empresa tendrá en cuenta para arrancar con el primer periodo de aplicación del estándar internacional de información financiera aplicable.